Etapas

NACIMIENTO

Una hermosa mañana de mayo ella llegó. Ese día, sin saber por qué, decidió nacer, o quizás lo decidiera yo, quién sabe...¿Qué misteriosos mecanismos de la naturaleza se pondrían en marcha y conjunción aquel día para hacer de ese instante el momento de su nacimiento? Está claro que los misterios existen y esto es una muestra de ello. Aquella mañana el sol despuntaba en la ciudad, entre los edificios se veían aparecer los primeros rayos de sol al mismo tiempo que mi niña llegaba al mundo. Después de largas horas con contracciones, dilataciones, idas y venidas al hospital sin saber si era o no el momento, al final todo lo vimos claro, ella ya estaba aquí. Su piel rozaba la mía por primera vez, su corazón latía junto al mío y poco a poco sin que nadie la guiara empezó a desplazarse desde mi vientre hasta mi pecho, y cuando llegó empezó a amamantarse por sí misma, entonces me preguntaba ¿cómo algo tan pequeño podía saber hacía donde tenía que ir para sobrevivir?.

Fue quizás el momento más impactante de toda mi vida, el que más me llenó el corazón de sensaciones inexplicables. En ese instante debemos tener confianza en nosotras mismas, y pensar que podemos hacerlo, que estamos preparadas para ello y sobre todo no tener miedo, el miedo nos retrae y este momento es todo lo contrario. Si nos cerramos no dejamos que todo fluya, que surja de forma natural. Actualmente tenemos la ventaja de poder contar con el apoyo de los hospitales para que todo vaya bien, que no tengamos dolores sino queremos, pero también podemos contar con la posibilidad de dejar a la naturaleza actuar, el trabajo del parto es algo natural, en la actualidad se está tendiendo hacía un parto sin mucha intervención médica.
Somos unos privilegiados por poder decidir dependiendo de lo que cada mujer esté dispuesta a pasar y de las ventajas e inconvenientes que cada una vea (siempre y cuando el embarazo no sea de riesgo). Toda mujer tendrá su propia experiencia, elegirá una forma u otra, la pregunta principal es ¿con o sin epidural? La gente que está a nuestro alrededor es la pregunta que siempre nos hacen, hay muchas más cuestiones que influyen en la evolución de un nacimiento, pero quizás la que todo el mundo se haga es esta, ya que en función de nuestra decisión, en general, el parto será de una forma u otra.  Lo que sí está claro es que todas buscamos el bien de nuestros pequeños, así que en función de eso y de toda la información de la que actualmente disponemos debemos tomar la decisión de cómo dar a luz. Lo único que todavía no entiendo es porqué la naturaleza ha evolucionado a que sea tan doloroso, quizás exista algún motivo, pero estamos todavía por descubrirlo.
Por si os decantáis por un parto menos intervencionista aquí os dejamos la página web de la Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento y la Lactancia (IHAN) donde podéis encontrar una lista de hospitales que siguen los protocolos correspondientes a un parto de este estilo. Esta iniciativa ha sido lanzada por la OMS y UNICEF para animar a los hospitales, servicios de salud, y en particular las salas de maternidad a adoptar las prácticas que protejan, promuevan y apoyen la lactancia materna exclusiva desde el nacimiento. Tened siempre en cuenta que cada mujer os contará su experiencia, sus vivencias pero vosotras tomad la decisión en función de lo que os dicte vuestro corazón, intentemos dejarnos llevar por los sentimientos que gobiernan la maternidad y no darle vueltas a todo cuanto nos rodea.

Con cualquier consulta que os surja sobre el momento del parto por favor no dudéis en mandar un correo (Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.) o indicadlo en el rincón del "Desahogo" para que entre todos podamos ayudarnos.

cenebaBeatrizpotter2.png